El Tribunal Supremo observa indicios de inconstitucionalidad en 11 artículos de la ley de formación para el empleo de 2015 y eleva la cuestión de inconstitucionalidad promovida por USO al Constitucional

El término “organizaciones más representativas” y su utilización para perpetuar el corralito a la libertad sindical llega al fin al Tribunal Constitucional, gracias a la demanda interpuesta por USO en el Supremo contra el Real Decreto que desarrolla la ley de la formación para el empleo. El Alto Tribunal encuentra indicios de inconstitucionalidad en 11 de los artículos de la Ley 30/2015, de 10 de septiembre. Así lo recoge el auto que acaba de emitir, el cual explicita que varios artículos de dicha ley podrían ser contrarios a los artículos 14 y 28 de nuestra Constitución.

A %d blogueros les gusta esto: