FS_USO solicita al “Institut Català de la Salut”, que realicen los correspondientes test al personal de limpieza

FS_USO solicita al “Institut Català de la Salut”, que realicen los correspondientes test al personal de limpieza


fs-uso limpieza sanitaria

Desde la Federación de Servicios de la Unió Sindical Obrera de Catalunya – USOC, solicitan
al “Institut Català de la Salut”, que realicen los correspondientes test al personal de limpieza de
los hospitales, Centros de Atención Primaria, y el resto de centros sanitarios, en los que se están
tratando a pacientes afectados por el COVID-19.

Si bien las personas que trabajan en la limpieza, están en primera línea, y se encuentran, durante
toda su jornada, de forma continuada, en frente a un elevado riesgo de exposición y contagio del
COVID-19, no se han realizado los test para comprobar su estado de salud.

Las tareas de limpieza han sido catalogadas, de acuerdo con el gobierno central, como
esenciales, siendo, además, un trabajo indispensable por la situación actual de emergencia
sanitaria, por lo que creemos que estos y estas trabajadoras, también tienen derecho a tener
acceso a hacerse este test, lo más pronto posible, para garantizar su salud, y la de todas las
personas que se encuentran en los centros sanitarios.

Prevención frente al coronavirus covid-19 por el personal del Servicio de Ayuda a Domicilio

Prevención frente al coronavirus covid-19 por el personal del Servicio de Ayuda a Domicilio

El Servicio de Ayuda a Domicilio, en primera línea de cuidados y de posibles contagios por coronavirus covid-19

El personal que presta el Servicio de Ayuda a Domicilio se encuentra en primera línea de cuidados de personas dependientes. Por eso, y a pesar de que no fueron incluidos entre las actividades con mayor exposición al riesgo de contagio por coronavirus covid-19, es necesario que cuenten con medidas de protección especiales por el contacto directo con usuarios que podrían estar contagiados y que componen, además, la población de mayor riesgo.

Recomendaciones de prevención para las personas responsables de cuidados a dependientes

Respecto a las recomendaciones preventivas para las personas que son responsables de los cuidados de estos dependientes vulnerables, se estipulan las siguientes:

  • Se evaluará de forma individual que las personas responsables de los cuidados de los pacientes no tengan factores riesgo de complicaciones para el covid-19: enfermedades crónicas cardíacas, pulmonares, renales, inmunodepresión, diabetes o embarazo.
  • Si es necesaria la prestación de cuidados, se ha de procurar que sea una única persona la que proporcione atención.
  • La persona trabajadora deberá lavarse de manos frecuentemente con agua y jabón o solución hidroalcohólica, y después de cualquier contacto con el enfermo o su entorno inmediato.
  • Si el cuidado requiere una aproximación a una distancia inferior a un metro, el paciente llevará una mascarilla quirúrgica.
  • Como medidas adicionales, se emplearán guantes desechables si se va a entrar en contacto con secreciones del enfermo. Tras su uso, se desecharán los guantes y el cuidador se lavará y desinfectará las manos inmediatamente después.
  • La persona encargada de cuidados tiene que ser informada de que será considerada como contacto estrecho. No se hará un seguimiento activo de los contactos, únicamente se les indicará realizar cuarentena domiciliaria durante 14 días. Las autoridades sanitarias podrán valorar situaciones individuales que requieran otro tipo de recomendación.
  • Si durante los 14 días posteriores a la exposición el contacto desarrollara síntomas, deberá contactar con los servicios de atención primaria, según se haya establecido en los protocolos de cada comunidad autónoma. Y, si la situación lo permite, realizar autoaislamiento domiciliario.

¿Cómo deben gestionarse los residuos producidos por la persona enferma o posiblemente contagiada por coronavirus covid-19 y su limpieza?

Una parte muy importante de los cuidados y atención a personas dependientes a domicilio es la gestión de los residuos que produzca. Si el usuario del servicio está contagiado o presenta síntomas de poder estarlo por coronavirus covid-19, tanto para la eliminación de residuos como para la limpieza hay que operar de la siguiente forma:

  • Lavar la ropa de cama, toallas y otro textil afectado de las personas enfermas con jabones o detergentes habituales a 60-90 °C y dejar que se seque completamente. Esta ropa deberá colocarse en una bolsa con cierre hermético hasta el momento de lavarla. No sacudir la ropa antes de lavarla.
  • Los cubiertos, vasos, platos y demás utensilios reutilizables se lavarán con agua caliente y jabón o, preferiblemente, si se dispone de él, en el lavavajillas.
  • Las superficies que se tocan con frecuencia (mesitas de noche, muebles del dormitorio…), las superficies del baño y el inodoro deberán ser limpiadas y desinfectadas diariamente con un desinfectante doméstico que contenga lejía diluida (1 parte de lejía doméstica al 5% en 50 partes de agua). Tiene qeu prepararse el mismo día que se va a utilizar.
  • La persona encargada de la limpieza deberá protegerse con guantes y mascarilla, si está disponible. En nuestra opinión, debería ser de obligado cumplimiento.
  • Tras realizar la limpieza, se deberá proceder al lavado y desinfección de manos.

El Servicio de Ayuda a Domicilio y su organización para posibles afectados con covid-19

La organización del Servicio de Ayuda a Domicilio en el caso de posibles pacientes con coronavirus covid-19 la establecen las comunidades autónomas, coordinadas con sus entidades menores y en conjunto con Salud Pública. Para acceder a este servicio, se han establecido los siguientes requisitos:

  • El paciente debe disponer de un teléfono que garantice la comunicación permanente con el personal sanitario hasta la resolución de los síntomas.
  • Aunque cada caso deberá valorarse de forma individual, como norma general no debería haber convivientes con condiciones de salud que supongan una vulnerabilidad: edad avanzada, diversidad funcional, enfermedades crónicas, inmunodepresión, embarazo…
  • Tanto el paciente como sus convivientes deben ser capaces de comprender y aplicar de forma correcta y consistente las medidas básicas de higiene, prevención y control de la infección.
  • El centro sanitario contará con capacidad para realizar una atención y seguimiento domiciliarios, idealmente mediante controles por vía telefónica, o presencial cuando se considere necesario.
  • No es necesario que el paciente viva acompañado si se puede asegurar una asistencia telefónica.

Esta atención domiciliaria es la opción preferente para la detección de casos posibles con síntomas leves, sin ninguna comorbilidad importante y situación clínica estable. Pero para ello el entorno domiciliario debe ser adecuado para la atención sanitaria del caso y tienen que cumplirse unos requisitos mínimos.

¿Cómo actuar en el caso de que la persona afectada por coronavirus covid-19 empeore en su domicilio?

Si las condiciones clínicas de la persona atendida en su domicilio empeoraran o se hiciera insostenible el correcto manejo del paciente a juicio del equipo sanitario, se valorará su derivación a un hospital. El transporte del paciente se realizará en una ambulancia con la cabina del conductor físicamente separada del área de transporte del paciente.

El personal que intervenga en el transporte (salvo el conductor, si no sale de la cabina) deberá ser informado previamente y deberá utilizar el equipo para la prevención de la infección por microrganismos transmitidos por gotas y por contacto. El paciente deberá llevar colocada una mascarilla quirúrgica.

Es recomendable que el paciente vaya sin acompañantes en la ambulancia. En el supuesto de que sea imprescindible, el acompañante necesitará una mascarilla quirúrgica. Una vez finalizado el transporte, se procederá a la desinfección del vehículo con los productos habituales y a la gestión de residuos de acuerdo con el procedimiento habitual.

Últimas consideraciones sobre la extensión de la prevención en posible contacto con el coronavirus covid-19

Aunque todo lo expuesto anteriormente se refiere al cuidador profesional, estas medidas de protección, higiene y desinfeccion deben seguirlas igualmente los familiares que se hagan cargo de un posible contagiado. Si un caso leve o una persona con síntomas de contagio de coronavirus pero sin confirmación está siendo atendida en el domicilio por un familiar, el cuidador que entre en contacto con ella debe preservar su propia salud atendiendo escrupulosamente a lo desarrollado en los puntos anteriores.

EL PERSONAL DE LOS SERVICIOS FUNERARIOS DE CATALUNYA, DESPROTEGIDOS FRENTE AL COVID-19

EL PERSONAL DE LOS SERVICIOS FUNERARIOS DE CATALUNYA, DESPROTEGIDOS FRENTE AL COVID-19

Desde la Federación de Servicios de la Unión Sindical Obrera de Catalunya – USOC, se han visto en la obligación de denunciar la situación actual, en la que se encuentran las personas que trabajan en el sector de los Servicios Funerarios.

Si bien estas personas trabajadoras están catalogadas como personal con exposición de riesgo frente al COVID-19, por estar en contacto directo con personas con casos confirmados del virus, no están desempeñando sus funciones con los correspondientes Equipos de Protección Individual de protección biológica.

Los Servicios Funerarios son servicios esenciales, y como consecuencia de la Alerta Sanitaria del COVID-19, el volumen de trabajo se ha visto incrementado de forma exponencial, pero no se puede tolerar que los trabajadores y las trabajadoras sigan trabajando sin la protección correspondiente, poniendo en riesgo su salud, la de sus familias, y la de la población en general, dado el alto nivel de contagio.

Es por todo ello que, desde la Federación de Servicios de USOC, se exige que las empresas garanticen la seguridad de todo el personal, y que en caso de no poder, hagan traslado de sus necesidades a las autoridades competentes, para poder así establecer los protocolos y las medidas de protección establecidas por el Gobierno central en frente a esta situación de emergencia sanitaria.

Las empleadas de hogar cobrarán un subsidio durante la crisis del Covid-19

Las empleadas de hogar cobrarán un subsidio durante la crisis del Covid-19

Empleadas del hogar

MÁS INFORMACIÓN EN CINCODIAS.ELPAIS.COM

Las empleadas del hogar que se queden sin empleo debido a la crisis del coronavirus recibirán, tal y como reclamaban al Gobierno, un subsidio extraordinario que las equiparará a los trabajadores que vean suspendido su trabajo con un ERTE, siempre y cuando puedan acreditar que su empleador las ha despedido o suspendido de empleo, según informa la Cadena SER. En este caso, cobrarán un 70% de la base reguladora (un 70% del salario) mientras dure la situación extraordinaria de alarma.

¿Qué es un riesgo grave e inminente? ¿Puedo abandonar mi puesto de trabajo sin sanción?

¿Qué es un riesgo grave e inminente? ¿Puedo abandonar mi puesto de trabajo sin sanción?

¿Qué es un riesgo grave e inminente en el puesto de trabajo?

Como riesgo grave e inminente o RGI se define el riesgo grave que, desencadenado, puede provocar secuelas importantes, permanentes o de larga duración. También será un RGI el que afecte a un gran número de trabajadores, aunque el efecto individual sobre cada trabajador sea menos grave.

Esta figura prevista en la legislación sobre salud laboral cobra especial relevancia durante la crisis sanitaria que estamos viviendo: en algunas profesiones y centros de trabajo donde no se estén cumpliendo los protocolos básicos de protección de los trabajadores podría estar incurriéndose en un riesgo grave e inminente ante la particularidad de encontrarnos en estado de alarma. El Gabinete de Salud Laboral de USO analiza el propio concepto de riesgo grave e inminente, cómo actuar ante él y la casuística específica analizada en tribunales.

Ante un riesgo grave e inminente en mi trabajo, ¿qué derechos tengo?

Cuando identificamos un riesgo grave e inminente que amenace la seguridad propia, de otros trabajadores o del total de la plantilla, podemos actuar de estas tres formas:

  • La persona trabajadora interrumpe su actividad y abandona el lugar de trabajo porque considera que dicha actividad entraña un riesgo grave e inminente.
  • La representación de las personas trabajadoras, por mayoría, decide paralizar la actividad porque considera que el empresario no cumple con sus obligaciones de informar lo antes posible y de adoptar todas las medidas para evitar la exposición.
  • Los delegados de Prevención acuerdan la paralización por mayoría cuando, en el caso anterior, no dé tiempo a que se reúna el comité de empresa.

El acuerdo de paralización debe ser comunicado inmediatamente a la empresa y a la Autoridad Laboral. Esta será la encargada de ratificar o anular la paralización en un plazo de 24 horas.

¿Qué condiciones deben darse para que se paralice un trabajo por riesgo laboral grave e inminente?

Una condición necesaria para que pueda formularse la orden de paralización de trabajos es que la situación de riesgo laboral grave e inminente derive de una “inobservancia” empresarial de la normativa preventiva. Lo señalan expresamente el art. 44 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales (LPRL) y el art. 22.12 de la Ley de Inspección de Trabajo y Seguridad Social (LITSS), que es la ley ordenadora de Inspección.

La causa de la denuncia puede ser cualquier situación de riesgo para la seguridad y salud de los trabajadores derivada de la insuficiencia de las medidas adoptadas por el empresario, incluyendo los riesgos psicosociales. Las personas afectadas por la decisión de los representantes de los trabajadores están obligadas a obedecer su orden de paralización y/o desalojo del centro de trabajo, ya que la dejación empresarial desplaza la facultad de organización a la representación de los trabajadores.

¿Cuándo no se ha considerado la situación como riesgo grave e inminente?

En relación a la casuística de riesgos graves e inminentes y su interpretación por los órganos judiciales, hay algunas sentencias que declaran que el riesgo no era tal:

  • Exposición durante un día a temperaturas entre los 9 y 10º en el centro de trabajo. Se califica la paralización de la actividad por parte de los trabajadores de unilateral, arbitraria y desproporcionada. Según la sentencia, estos disponían de otros cauces legales para conseguir que la empresa cumpliese con sus obligaciones en materia de salud ambiental. Sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Navarra, 31-10-2005.
  • La manipulación manual de una carga superior a 80 kg de peso mientras los medios de transporte mecánico se encontraban fuera de servicio. Sentencia del TSJ de Cantabria, 23-1-2003.

¿Cuándo el riesgo sí ha sido calificado como grave e inminente?

En otros casos, la justicia sí ha considerado que la decisión de paralizar los trabajos estaba justificada. Por ejemplo:

  • El riesgo de caída en el borde perimetral del encofrado. En ese caso, se tenía en cuenta la dificultad para asegurar la utilización constante de los Equipos de Protección Personal por cinco trabajadores ocupados simultáneamente en una zona de trabajo en la que necesitan desplazarse y tener libertad de movimientos. Sentencia del TSJ de Asturias, 28-10-2005.
  • El riesgo racional y probable de caída que presentaban cuatro trabajadores que se hallaban en la cubierta inclinada de una obra de un chalé en construcción. Estaban a diez metros de altura, en labores de preparación para la colocación de la teja y la zona de trabajo carecía de protecciones colectivas exteriores perimetrales. Tampoco disponían de cinturones de seguridad adecuados al peligro de accidente que presentaban, pues el acceso se hacía a través de una pasarela inestable, estrecha y peligrosa, apoyada en uno de sus tramos más elevados sobre una borriqueta situada al borde del corte del terreno. Además de existir peligro de caída, estaba construida con solo dos tablones de 20 centímetros y sin barandillas laterales de protección, hasta alcanzar la altura del tejado. Sentencia del TSJ de la Comunidad Valencia, 24-5-2003.

Durante la crisis sanitaria por el coronavirus covid-19, ten en cuenta que:

Evaluación de profesiones de mayor y menor riesgo frente al coronavirus, según criterio de la ITSS

Evaluación de profesiones de mayor y menor riesgo frente al coronavirus, según criterio de la ITSS

Inspección de Trabajo ha elaborado un criterio técnico sobre actividades más y menos expuestas al contagio por coronavirus en ámbito laboral

El Criterio Técnico elaborado por la Inspección de Trabajo y la Seguridad Social sobre las actuaciones preventivas de las empresas frente a la posibilidad de contagio por coronavirus divide las actividades según los riesgos. El Gabinete de Salud Laboral de USO desgrana esos riesgos, siguiendo la clasificación oficial de la ITSS.

Esta clasificación diferencia entre aquellas empresas con actividades en las que, por su propia naturaleza, la exposición al SARS-CoV-2 pueda constituir un riesgo profesional, de aquellas otras en las que su presencia en los centros de trabajo constituye una situación excepcional. Esa situación se debe a la infección de los trabajadores por otras vías distintas de la profesional.

Actividades consideradas de mayor riesgo o exposición al covid-19

En el primer escalón de la clasificación establecida por la Inspección, se incluyen actividades como servicios de asistencia sanitaria -también los desarrollados en aislamiento; traslados; labores de limpieza y cocina; eliminación de residuos; transporte sanitario; laboratorios y trabajos funerarios.

No obstante, aclara que algunas actividades no consideradas en su conjunto de mayor riesgo pueden serlo por otros motivos u orígenes. En ese caso, corresponde a las empresas evaluar dicho riesgo de exposición al nuevo coronavirus y seguir las recomendaciones que emita el servicio de prevención, cumpliendo además las recomendaciones formuladas por las autoridades sanitarias.

Cuando el riesgo de contagio de las personas en el seno de la empresa es excepcional, el empresario solo está obligado a adoptar las medidas preventivas que, en lo posible, eviten o disminuyan este riesgo, y que han sido acordadas y recomendadas por las Autoridades Sanitarias.

Situación asimilada a accidente laboral

Tengan un mayor o un menor riesgo en su actividad o empresa en concreto, todos los trabajadores se rigen por el art. 5 del Real Decreto-ley 6/2020, de 10 de marzo. Según este, “al objeto de proteger la salud pública, se considerará, con carácter excepcional, situación asimilada a accidente de trabajo, exclusivamente para la prestación económica de incapacidad temporal del sistema de Seguridad Social, aquellos períodos de aislamiento o contagio de las personas trabajadoras provocadas por el virus covid-19”.

El caso especial de las empresas que trabajan con agentes biológicos

En las empresas que desarrollen actividades expuestas de por sí a las infecciones por agentes biológicos, como pueden ser las agroalimentarias o las encargadas de la gestión de residuos, la Inspección de Trabajo y Seguridad Social actuará por una doble vía. Además de cumplir con la normativa preventiva especial en covid-19, se vigilará la prevención específica de este tipo de empresas.

El procedimiento para las empresas catalogadas como actividades de bajo riesgo de contagio por coronavirus

Los centros de trabajo en los cuales la presencia del coronavirus covid-19 se deba a un hecho excepcional, no a la naturaleza de la propia actividad, el procedimiento con respecto a las denuncias por falta de protección de los trabajadores por parte de la Inspección de Trabajo será el siguiente:

  • Comprobará el cumplimiento de la normativa de Prevención de Riesgos Laborales y, en particular, de aquellas obligaciones empresariales con incidencia en la mayor o menor exposición de las personas trabajadoras. En concreto, se incidirá en la superficie por cada persona trabajadora de 2 metros cuadrados, disposiciones sobre servicios higiénicos, orden y limpieza.
  • Verificarán la adopción de las medidas acordadas por las Autoridades Sanitarias. En particular, se vigilarán las referidas a los lugares y centros de trabajo. Entre otras: distancia interpersonal de dos metros, equipos de protección individual, medidas de higiene personal, y medidas de desinfección de lugares y equipos de trabajos reutilizables.

Qué hacer frente a los incumplimientos en materia de prevención de riesgos laborales

En el caso de comprobarse incumplimientos de la normativa de Prevención de Riesgos Laborales, se procederá con arreglo a los criterios habituales sancionadores. Si se constatasen incumplimientos de las medidas fijadas por las autoridades sanitarias, se procederá a informar a los responsables de la empresa de dichas medidas y a advertir de la obligatoriedad de aplicarlas.

De mantenerse el incumplimiento, y de conformidad con el art. 11 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales (LPRL), se informará a las Autoridades Sanitarias para que las mismas acuerden, en su caso, el cierre preventivo de las instalaciones, establecimientos, servicios e industrias o la suspensión del ejercicio de actividades. En paralelo, se iniciará el correspondiente procedimiento sancionador.

Por otro lado, advierte Inspección de que se evitará la visita a centros de trabajo como medida de prevención interna, salvo si la Jefatura lo estima pertinente. Esas visitas las efectuarán inspectores que no sean población diana del virus.

Conclusiones sobre evaluación de riesgos y bajas laborales

Del Criterio Técnico se concluye que las empresas deben evaluar la exposición de las personas trabajadoras en actividades catalogadas como de riesgo bajo en el supuesto de origen laboral “dudoso” para un posible contagio. Así, se podrán establecer las medidas preventivas adecuadas. Tras esta evaluación, se estipularán los EPI que las personas deben portar para su propia seguridad y la de terceros.

En lo que respecta a la baja laboral, da igual qué tipo de contingencia se declare: según el RD 6/2020, todas ellas se asimilarán al accidente laboral y los trabajadores percibirán el 75% de la base reguladora por contingencias profesionales. No obstante, quedan eliminados los complementos estipulados en la negociación colectiva. Por lo tanto, los trabajadores afectados por el coronavirus pierden derechos en la prestación de su baja laboral.

Desde el sindicato USO, recomendamos a los trabajadores que exijan los equipos de protección para desarrollar su labor. En el caso de que no se les aporte o si en su centro de trabajo no se cumplan las medidas de protección, deben ponerse en contacto con los delegados de Prevención para exigir las medidas oportunas. En el caso de que no exista representación de los trabajadores, pueden denunciarlo a Inspección de Trabajo.

Otras indicaciones desde el sindicato USO para garantizar la seguridad sanitaria en tu centro de trabajo

Recordamos que la puesta en riesgo de la salud pública está igualmente contemplada en el Código Penal y las denuncias, en el caso de colapso de Inspección, pueden también hacerse a Policía Nacional (091) y Guardia Civil (062) en el ámbito geográfico de sus competencias.

En esta información te explicamos con más detalle cómo proceder si no os entregan los EPI. Además, también os puede interesar cuáles son las medidas de protección básicas en centros de trabajo no altamente expuestos al contagio por coronavirus.

En el caso de que trabajes para una contrata, así debes actuar para que esta o la empresa principal os provea de los EPI necesarios.