Desde el 1 de julio la empresa puso a disposición de la plantilla en Vive Orange el proceso para adherirse al ERE. La Dirección, una vez más, hace gala de una falta de transparencia total, sin apenas informar del proceso y realizando gestiones de mala manera.

El día 5 de julio la modalidad de prejubilaciones alcanzó las 200 plazas, desde la posición 201 las personas que han seguido apuntándose han quedado en una lista de espera. A partir de este momento la Dirección está jugando a no sabemos qué.

La empresa no debería haber habilitado el botón para apuntarse a las prejubilaciones hasta al menos el 6 de julio, a partir de las 13:00. Momento en el que todo el mundo, que cumplía los requisitos para acceder al plan de prejubilaciones, hubiera recibido su plan de rentas y al menos haber podido asistir a una de las sesiones de información grupal.  Se recuerda que todos esos eventos son organizados por la Dirección, y comunicados con antelación a la plantilla.

La decisión de apuntarse al ERE es muy importante, y muchas personas estaban esperando a tener esta información para poder tomar una decisión. Otras personas estaban de vacaciones, de baja, etc.

Costó mucho esfuerzo la negociación y firma del ERE, por lo que la Dirección debería haber sido totalmente transparente para la plantilla. Tampoco ha existido un contador o al menos un número actualizado una vez al día en Vive Orange para que se pudiera conocer el número de adscripciones en cada modalidad y el total de las mismas.

Se solicita a la empresa que empiece a ser trasparente, que ponga las cosas claras y que haga una comunicación para explicar qué está sucediendo y qué postura va a tomar.

El criterio para la adhesión era por orden de solicitud y en ningún momento hasta la fecha se ha hablado de otro. Cambiarlo a día de hoy supondría un agravio comparativo, que parece que es lo que pretende la empresa.

Un expediente de regulación de empleo no es una tarta que repartir. Se ha conseguido que sea voluntario para que las personas puedan optar a la modalidad que decidan, pero esto debe hacerse con transparencia y dando el tiempo oportuno y en igualdad de posibilidades a toda la plantilla.

Se solicita a la empresa que, si no se adhieren 200 personas a las salidas con indemnización una vez finalizado el proceso el 31 de julio, todas las personas que están en lista de espera en la modalidad de prejubilación puedan apuntarse con los criterios pactados. Pero previamente se debe esperar a que finalice el 31 de julio, y que todas las personas que deseen optar a la Indemnización tengan la oportunidad de apuntarse también.

De esta manera no existiría el cupo de las 200 personas para apuntarse a la modalidad de prejubilaciones, siempre y cuando no se completen las indemnizaciones.

Según la información y la “transparencia” de la empresa, la información que nos ha facilitado hasta la fecha es la siguiente:

La Dirección ha comunicado que ya existían 386 personas apuntadas de la manera que se os detallamos en la tabla, y que por ello toman las siguientes decisiones:

o   Cerrar la posibilidad de apuntarse en la modalidad de prejubilaciones, ya ni en lista de espera.

o   Cuando se llegue a las 400 adscripciones, desde ese momento se permitirá apuntarse a la modalidad de indemnizaciones pero en lista de espera. Hasta nuevo aviso, que nos confirmarán en una reunión el próximo miércoles.

Así lo ha comunicado la Dirección en el semanal y en vive Orange: https://newvo.orange.es/group/orange/informaci%C3%B3n-plan-voluntario-de-bajas?m=El_Semanal

Desde el 9 de julio a las 11:40 solo es posible adherirse a la modalidad de salida con Indemnización.

 

A %d blogueros les gusta esto: