Contact center y seguridad privada son dos sectores en los que no se están implantando adecuadamente medidas de protección frente al coronavirus

Además de nuestros profesionales sanitarios, son muchos los trabajadores de diversos sectores que tienen que continuar con su trabajo diario y hacer frente al coronavirus sin que se estén implantando las medidas de protección necesarias para evitar y minimizar la propagación del Covid-19. Este es el caso del contact center y la seguridad privada.

El sindicato USO exige a las empresas el cumplimiento inmediato y estricto de las recomendaciones de las diferentes Administraciones, organismos y entes públicos para garantizar la seguridad y salud de los trabajadores y del conjunto de la ciudadanía ante esta epidemia.

Desprotección de los trabajadores de contact center

Nuestro sindicato ha denunciado que las empresas de contact center no están desarrollando e implementando las medidas necesarias para evitar la propagación del coronavirus entre sus plantillas. El sector emplea en España a más de 80.000 trabajadores.

Los contact center son empresas con una alta concentración de trabajadores en espacios cerrados donde la media de plantilla de cada centro de trabajo oscila alrededor de los 500 trabajadores, lo que los convierte en un colectivo potencialmente susceptible de sufrir una alta propagación del virus.

Las empresas están obligadas a extremar las medidas de protección en cuanto a la seguridad y salud de los mismos. Sin embargo, estas medidas no se están desarrollando e implementando.

En muchas empresas, los protocolos de actuación ante la pandemia no existen y, en aquellas donde existe, es inadecuado y no está consensuado con la representación de los trabajadores.

Además, USO ha podido confirmar la ausencia o insuficiencia de medidas de acción directa enfocadas a evitar el contagio como pueden ser la instalación de dispensadores de gel desinfectante en proporción al volumen de plantilla; la desinfección y limpieza adecuada de los puestos de trabajo; el uso individualizado de dichos puestos de trabajo y de las herramientas de trabajo como son los cascos de atención, teclados o ratones, así como el establecimiento de una distancia mínima adecuada entre trabajadores.

El teletrabajo tampoco está siendo fomentado en el contact center, a pesar de ser una recomendación del Gobierno para hacer frente al coronavirus.

Ni mascarillas, ni guantes, ni geles para los trabajadores de seguridad

Desde la Federación de Trabajadores de Seguridad Privada (FTSP-USO) también se ha denunciado públicamente la falta de EPIS en la mayoría de los servicios de vigilancia. Muchos vigilantes en toda España no disponen de mascarillas, guantes de látex, ni geles. Las empresas de seguridad alegan que la falta de medios se debe a la escasez de suministros por parte de los proveedores.

Desde USO recordamos que estos profesionales se encuentran en primera línea ante el riesgo de contagio del Covid-19, prestando servicio en los controles de acceso a las instalaciones y desarrollando su actividad en las urgencias de los hospitales, instalaciones criticas con la entrada de cientos de operarios, así como en los arcos de seguridad en estaciones de tren y aeropuertos.

Pese a la falta de medios, los trabajadores de seguridad están asumiendo tareas que implican no respetar la distancia de seguridad recomendada, con los riesgos que ello conlleva, y que están prestando en su mayoría servicios definidos como esenciales.

Recuerda que estamos trabajando para ti. Si en tu empresa no te entregan los EPI, así es como debes actuar. Y si tienes cualquier duda o denuncia, puedes contactar con nuestro Gabinete de Salud Laboral.

 

A %d blogueros les gusta esto: