Además de la regulación del subsidio especial por desempleo, el Real Decreto-Ley 32/2020 recoge ayudas al desempleo y medidas de apoyo al sector cultural que analizamos a continuación.

El Gobierno aprobó, a través del Real Decreto-Ley 17/2020, una serie de medidas para el sector cultural destinadas a amortiguar los efectos del covid-19, entre los que destacaba una prestación que no ha llegado a todos y todas las artistas. Se penalizaba el hecho de estar en varias compañías a la vez o tener un trabajo a tiempo parcial o completo fuera de la temporada de bolos. En un sector tan precarizado, donde solo una minoría puede sobrevivir sin el pluriempleo, se excluye a la mayoría más vulnerable.

Al retraso en la aprobación de estas medidas y lo ineficaz de las mismas, hay que sumar el mazazo que para el sector cultural han supuesto las cancelaciones de espectáculos, cierres de salas y teatros, así como otras medidas restrictivas y de limitación de actividad que se han tenido que adoptar ante el aumento de la incidencia de contagios y de mortalidad debido a la pandemia.

Las medidas recogidas en el Real Decreto Ley, 32/2020, está orientadas, sobre todo en dar cobertura a unos profesionales que, debido a la intermitencia de su actividad, es muy difícil que puedan reunir los requisitos para tener acceso a la prestación por desempleo.

Desde USO seguimos denunciando que el sector de la cultura es uno de los grandes olvidados dentro de las medidas del llamado “escudo social”.

A %d blogueros les gusta esto: