El Gabinete de Seguridad y Salud Laboral de USO analiza y explica las instrucciones del Ministerio de Sanidad sobre el uso de la luz o rayos ultravioleta c como herramienta de desinfección frente al coronavirus. La radiación UV como germicida es una intervención ambiental importante que puede reducir tanto la propagación por contacto como la transmisión de agentes infecciones, tanto bacterias como virus, a través del aire.

La radiación ultravioleta debe utilizarse de manera adecuada y con el debido cuidado en lo que respecta a la dosis y la seguridad. El uso inapropiado de este tipo de luz puede provocar problemas para la salud. Los rayos ultravioleta dañan la seguridad humanas y no garantizan una desactivación suficiente de los agentes infecciosos.

Además, su utilización en el hogar no es aconsejable: nunca debe usarse para desinfectar la piel, a menos que esté clínicamente justificado.

A %d blogueros les gusta esto: